egun On

Domingo, 18 de octubre de 2020
Núm 602/2020
Año XXXIII

«Producir en Euskadi nos cuesta más que en Austria, Noruega o Italia» (El Correo)

Entrevista con Jesús Esmorís Consejero delegado de Tubacex. Sostiene que los costes, la jornada y el absentismo comprometen las plantas de Llodio y Amurrio.  En el contexto de crisis que nos invade, Jesús Esmorís, consejero delegado de la firma alavesa Tubacex, se muestra un tanto incrédulo ante la evidencia de que los sindicatos no hayan comprendido la gravedad de la situación y no muestren voluntad de negociar una reducción de los costes laborales en el entorno del 20%. El ajuste, planteado al mismo tiempo, ya ha finalizado en el resto de filiales repartidas por el mundo, de las que han salido o están a punto de hacerlo unos 400 trabajadores. Si no hay reducción de costes, insiste en que será «inevitable» la salida de 150 en las plantas de Llodio y Amurrio. "Nuestro coste por hora aquí, con todos esos elementos que le he comentado como lo es el absentismo, nos sale por 41 euros. En Noruega el coste por hora es de 37 euros y en Austria e Italia está entre 20 y 25 euros. Para que sea sostenible en el futuro, tenemos que corregir esta desviación porque no es sostenible". 

«La recuperación va a ser dolorosa, y aún veremos situaciones complicadas» (Diario Vasco)

Entrevista con Arantxa Tapia. "Confío en que hayamos tocado suelo, pero todo depende de la situación sanitaria. No nos podemos permitir un segundo confinamiento, aunque la recuperación va a ser dolorosa y veremos todavía situaciones complicadas. Vamos a tener que acompañar a las empresas". "Si en abril la situación no ha mejorado, quizá nos tengamos que plantear dar un año más de carencia a esos créditos (Elkargi) No vamos a ahogar a la industria por no hacerlo". La consejera critica por «incomprensible» la actitid de los sindicatos de Osakidetza y cree que los datos del Covid traerán «limitaciones quirúrgicas». 

«Ir directamente a Bruselas, sin el filtro del Estado, nos traería más fondos europeos» (Diario Vasco)

Arantxa Tapia Otaegi (Astigarraga, 1963) repite como consejera de Desarrollo Económico e incorpora a su cartera la Sostenibilidad y el Medio Ambiente con el reto, dice, de transformar la industria vasca y buscar nuevas oportunidades de futuro. Tapia resalta la importancia de los fondos europeos, reconoce que la crisis aún traerá sufrimiento y compromete el apoyo del Gobierno Vasco a las empresas. Tapia se marca como reto transformar la industria vasca y celebra como una «excelente noticia» la firma del convenio del Metal de Gipuzkoa. 

Los socios de IMQ, ante la encrucijada final (El Correo)

Los máximos responsables de la basílica de Begoña tienen razones para seguir preocupados. Casi dos años después de que se evidenciaran los primeros signos externos de crisis, los otros dos pilares básicos de la sociedad vizcaína están en entredicho: el Athletic porque el balón no entra en la portería el número de veces que debiera y el Igualatorio Médico, el IMQ, porque sus 1.100 accionistas andan a la greña. Unos, porque quieren vender y romper lazos con la empresa y hacerlo al mejor precio posible –porque aunque en el ideario colectivo parece otra cosa, es en realidad una empresa–; y otros porque ven ahí un mar de peligros: a que tome el control un fondo de inversión u otra compañía del sector y también a que cambien muchas cosas del actual modelo. El próximo viernes, los accionistas del IMQ, la principal aseguradora de Euskadi, están llamados a una junta general que promete ser maratoniana –el orden del día tiene 29 puntos– y que va a resultar trascendente, aunque no decisiva.

El vehículo que cambió la historia de Mercedes (El Correo)

Cuando el 16 de octubre de 1995 se presentaba en Madrid la furgoneta Vito de Mercedes, la planta alavesa entraba en una nueva dimensión. Se ponía en marcha el gran cambio en una fábrica que entonces apostaba por convertirse en el primer exportador de Euskadi y que es ya la principal industria vasca, con 5.000 trabajadores –el empleo indirecto que genera se puede multiplicar por seis, hasta los 30.000 puestos– y una aportación al PIB del 5%. «Somos lo que somos y estamos aquí gracias al esfuerzo de hace 25 años», reconoce el actual director, Emilio Titos, que ya entonces pertenecía a la plantilla de Vitoria. El encargo de la multinacional Daimler «fue un reto por la responsabilidad que suponía, pero lo sacamos adelante con éxito y también sufrimiento», recuerda. Desde entonces, ha duplicado su plantilla. 

El valor del acuerdo (por Juan José Álvarez, Diario Vasco)

La asociación de empresas de Gipuzkoa Adegi y los sindicatos ELA, LAB y CC OO han alcanzado un acuerdo en el sector del Metal que, esta vez sí, cabe calificar como ‘histórico’ tras diez años sin actualizar el convenio y que afecta a más de 40.000 trabajadores guipuzcoanos. Una década después se renueva el convenio más importante de Gipuzkoa en un proceso de negociación modélico, con ausencia de conflicto, negociado desde una actitud positiva por ambas partes y que es muestra de un sincero ejercicio de confianza...Tal vez la vía radique en instaurar una nueva cultura de empresa basada en una comunicación interna sincera, transparente, continuada, en optar por priorizar una relación colaborativa que logre generar un sentimiento de pertenencia. Con esas bases es posible pasar del decir al hacer, convertir en realidad esa nueva cultura basada en el respeto y en la colaboración mutua entre personas, anclado en un liderazgo ejemplar que dé sentido y valor a la función que éstas ejercen dentro de la empresa. Negociar y llegar a acuerdos es algo tan tangible como valioso.

ITP, CC.OO. y UGT perfilan el ajuste de plantilla en Zamudio (Deia)

Uno de los conflictos laborales generados en Euskadi durante la crisis del covid se acerca a su fin. ITP Aero y los sindicatos Comisiones Obreras y UGT alcanzaron ayer un preacuerdo para el ajuste laboral, que incluye la salida de 121 empleados de la fábrica de Zamudio con contrato eventual, más 42 prejubilaciones. En un principio se habían planteado 194 despidos en la planta vizcaina. El ajuste se reduce en todo el grupo, ya que de los 319 despidos previstos en Zamudio y las dos fábricas de Madrid (Alcobendas y Ajalvir) se pasa a 206. Según el preacuerdo, Ajalvir asimiliará 72 bajas y Alcobendas 13. ELA que preside el comité de Zamudio se ha desmarcado de un acuerdo cocinado a nivel estatal y que, al final, ha puesto el mayor esfuerzo precisamente en Euskadi.

Matricerías Deusto y GTS se manifiestan cerca de los directivos (El Correo)

La crisis que afecta a dos de las filiales de matricería del grupo Gestamp –Matricería Deusto y GTS– se está complicando. Mientras la dirección del grupo de componentes de automoción insiste en mantener su decisión irrevocable de cierre de ambas dos empresas, en las que trabajan 230 personas, sus plantillas incrementan las movilizaciones. Concretamente ayer se manifestaron por las calles de la localidad vizcaína de Artea, donde se da la circunstancia de que allí residen directivos de la compañía. En alguna cuenta de twitter se incluyen comentarios como «Si nos echan de nuestro trabajo, vamos a sus casas», ilustradas con fotografías de la manifestación de ayer por las calles de la localidad. Gestamp critica que se «traspasen líneas rojas» como la protesta ayer por las calles de Artea, donde residen ejecutivos del grupo. 

El nuevo mapa bancario afianza el poder de las entidades en todas las provincias (El Correo)

Si llegan a buen puerto los procesos de integración en los que están inmersos CaixaBank y Bankia, por una parte, y Unicaja y Liberbank, por otra, el sistema financiero español visualizará otra reducción del número de entidades en activo. Habrá pasado de casi 50 hace una década a menos de diez grandes grupos bancarios distribuidos por todo el territorio. Su poder, medido en cuota de mercado y presencia física, saldrá aún más reforzado en cada una de las zonas en las que históricamente cada banco ha dominado. Y la pregunta que se hacen los clientes es si ese grado de concentración irá en contra de sus intereses al disponer de menos posibilidades de elección o de negociación. A pesar de las fusiones, el mercado no prevé monopolios por la elevada competencia por retener clientes. 

Una economía plagada de zombis (El País)

Un número creciente de empresas sin viabilidad sobrevive gracias a las ayudas y la liquidez. Los expertos advierten de que restan recursos a compañías con más futuro. El Banco de Pagos Internacionales (BIS) ha alertado de que, si no se toman medidas, este será su gran momento, con Gobiernos desesperados inyectando liquidez para que el castillo de naipes social no se derrumbe. No es un fenómeno nuevo: su espacio en la economía se ha ensanchado en las últimas décadas. Si a finales de los ochenta se calculaba que el 4% de las firmas cotizadas de los países ricos estaba en esa situación débil, los muertos vivientes alcanzaron el 15% en 2017, según un informe del organismo publicado este mes de septiembre.

¿Quién va ganando las elecciones en Estados Unidos? (El País)

La predicción de EL PAÍS dice que Joe Biden es el candidato con más posibilidades de ser el próximo presidente, con 17 de 20 opciones. El mapa representa el candidato favorito en cada Estado, según la ventaja en puntos que tiene sobre el otro. Sirve también para ver la importancia del mecanismo de elección presidencial. Cada territorio reparte cierto número de delegados —los hexágonos—, que van a parar todos al candidato más votado allí: el ganador se lo lleva todo. En total se reparten 538 y la presidencia se gana con 270. En el gráfico clasificamos los Estados en cinco grupos: los “seguros” para Biden o Trump, los que tienen favorito y los empatados.

Más restricciones sin confinamientos ante un virus desbocado en Euskadi (El Correo, Diario Vasco)

Con un nivel de contagios que ha superado ya en varios puntos, sobre todo de Gipuzkoa, la zona roja y ante la previsión de que esa «línea ascendente» prosiga, el Gobierno vasco anunció ayer nuevas restricciones. El Ejecutivo ha dejado en manos del Tribunal Superior de Justicia avalar esas medidas para sortear posibles litigios y se ha dado un plazo para valorar si decreta confinamientos parciales. Euskadi registró ayer 841 positivos, la segunda cifra más alta de la pandemia. La velocidad de transmisión que ha adquirido la pandemia en las últimas semanas obligó ayer al Gobierno vasco a endurecer las restricciones para contener su propagación. Aunque lo hizo de una forma más tibia de lo que se podía esperar, a tenor de las acciones que se están aplicando en otras comunidades autónomas, y evitando, al menos por el momento, confinar alguna de las localidades donde la tasa de contagios está disparada.

«Paciencia, esto va para largo, nos espera otro año muy duro» (Diario Vasco)

Entrevista con Miren Basaras Microbióloga de la UPV. «Hemos llegado a otoño con una incidencia muy alta, el mensaje en verano fue erróneo y hubo un relajamiento». «La mayoría cumple bien las medidas, pero hay unos pocos que no y eso influye en toda la sociedad a la que se aplican las restricciones». «Esperemos no llegar a un confinamiento total, pero sí habrá medidas más drásticas; visto lo visto, no aprendemos».  «Nos espera un año 2021 muy largo, muy duro, esto no desaparece en dos meses. Paciencia».  «Estamos en un escenario muy crítico» porque se ha llegado al otoño, la época que más se temía para un nuevo aumento de los contagios, sin haber logrado disminuir la transmisión en verano, cuando algunos «veían que bajaban los contagios y parecía que se superaba la segunda oleada». «Pero hemos llegado a otoño con una incidencia muy alta y es posible que los casos se multipliquen».

Osakidetza estrena los test para detectar casos positivos en pocos minutos (El Correo)

Osakidetza empezó ayer a utilizar los test antígenos para tratar de controlar de la forma más rápida a la Covid-19. Los servicios de urgencias hospitalarias ya han empezado a emplear la prueba que, a través de muestras de las vías respiratorias, arroja resultados en apenas unos minutos y que, por lo tanto, acorta los plazos respecto a la tan extendida PCR, que necesita entre 24 y 48 horas. El Sistema Vasco de Salud combinará ambos análisis, pero el nuevo test se centrará en el «ámbito extrahospitalario», servicios de urgencia y atención primaria, por ser «los lugares a los que acuden las personas con síntomas», explicó la consejera Gotzone Sagardui.

Merkel: «Quédense en sus casas» (El Correo)

La canciller federal, Angela Merkel, hizo ayer un encarecido llamamiento a la población para que abandone lo menos posible sus hogares, renuncie a viajes innecesarios y evite reunirse con personas ajenas a su domicilio ante el preocupante aumento de las infecciones de coronavirus en Alemania, que la pasada jornada alcanzó una nueva cota máxima con 7.830 nuevos contagios en 24 horas. «Quédense, dentro de lo posible, en sus casas, en su domicilio», apeló. Admite que en las zonas con contagios demasiado elevados ya no se pueden hacer rastreos de manera completa. 

Una propuesta contra los confinamientos y por la inmunidad grupal aviva el debate científico (Diario Vasco)

Acabar con los confinamientos e impulsar la inmunidad de rebaño, dejando circular el virus entre los jóvenes y protegiendo únicamente a las personas vulnerables, es la propuesta a contracorriente lanzada por tres epidemiólogos de prestigio mundial que ha agitado en los últimos días las aguas de la ciencia, con adhesiones y descalificaciones a través de las revistas científicas. Profesores de Stanford, Oxford y Harvard piden el fin de los encierros y 80 expertos rebaten que la protección de rebaño «es una falacia». ‘La Declaración de Great Barrington’, que así se llama el controvertido documento, ha acaparado gran atención por su enfoque novedoso y porque sus autores se encuentran en la élite de la investigación global.  «Las actuales políticas de confinamiento están produciendo efectos devastadores en la salud pública a corto y largo plazo. Estos efectos incluyen tasas de vacunación más bajas, empeoramiento en los resultados de enfermedades cardiovasculares, menores detecciones de cáncer y deterioro de la salud mental (...) siendo la clase trabajadora y los miembros más jóvenes de la sociedad aquellos sobre los que recaerá el peso más grande de estas medidas. Dejar a los niños sin escuela es una grave injusticia», exponen estos científicos".