egun On

Domingo, 8 de marzo de 2020
Núm 403/2020
Año XXXIII

600 empresas vascas con 350.000 empleados están obligadas ya a tener planes de igualdad (El Correo, Diario vasco)

La Mesa de Diálogo Social, donde se reúnen el Ejecutivo, la patronal Confebask y los sindicatos CC OO y UGT –no acuden, por voluntad propia, ELA y LAB, las dos principales centrales– contempla la cuestión de forma expresa, traducida en el documento que firmaron a primeros de febrero. Iñaki Garcinuño, presidente de la patronal vizcaína Cebek, es una de las voces que con más claridad apuesta en público por adoptar «medidas proactivas» a favor de la mujer. «Es necesaria una mayor presencia femenina. Enriquece a las empresas. Y no tengo dudas». A Garcinuño no le gusta que siempre se culpe a las patronales de la dificultad para introducir la igualdad de género en el ámbito laboral. "Los deberes los tenemos todos. No busquemos culpables. Patronales y sindicatos somos el reflejo de la sociedad. Y si cada uno funcionáramos de forma más igualitaria, lo haríamos en casa y en el trabajo". 

"El talento no tiene género" (Deia)

"Solo el 10% de las empresas que según la Ley de Igualdad tendrían que contar en sus Consejos de Administración con un 40% de mujeres, cumplen la norma", sentenció Carolina Pérez Toledo, presidenta de AED en el encuentro, con la participación de Lorenzo Amor, presidente de la Asociación de Autónomos de España (ATA) y vicepresidente de CEO; Eva Ley, directora de Diversidad de Excellent Search y presidenta de honor de Women CEO; y Patricia Arias, directora territorial del Banco Santander en el País Vasco. "Las grandes empresas siguen obviando los criterios de igualdad en sus consejos".

A mayor peso industrial menor tasa de paro (Diario vasco)

Más allá del empleo directo que crea la industria y los servicios industriales, que no son pocos y en general más estables que en el resto de sectores, el sector manufacturero se revela como un dique de contención de las tasas de paro, o lo que es lo mismo, una especie de cordón sanitario para que los índices de desempleo se mantengan relativamente bajos. Así lo revelan los datos, tanto por territorios como en lo que respecta a las comarcas guipuzcoanas. Y es que aquellas que tienen un PIB industrial más elevado son las que tienen en general, siempre hay alguna excepción, las tasas de desempleo más bajas.

"Euskaltel se hubiera asfixiado si no se expande en un mercado como el de las telecomunicaciones" (Deia)

El operador vasco de telefonía, Euskaltel, -un grupo de telecomunicaciones que engloba a las marcas Euskaltel, en el País Vasco; Telecable, en Asturias, y R, en Galicia-, se prepara para su salida masiva al mercado español de la mano de la marca Virgin. El máximo responsable y consejero delegado de la compañía vasca, José Miguel García, un "ciudadano del mundo", nacido en Madrid pero criado y educado en Australia, tiene asimilada la filosofía anglosajona de hacer negocios y la usa para pilotar este crecimiento, con una amplia y brillante carrera profesional detrás en el mundo de las telecomunicaciones.

«El efecto económico del Covid-19 es incierto, pero transitorio» (El Mundo)

Entrevista con José Luis Escrivá, ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. “Estamos ante un fenómeno en que hay que seguir el tema muy de cerca, porque los efectos son in­ciertos, pero sobre todo son tempo­rales y transitorios y serán seguidos de una recuperación. Lo que me desconcierta es la reacción de los mercados financieros, porque sabe­mos que esto es transitorio y que se encontrarán soluciones como ha ocurrido en el pasado. Ocurrió así ya en su día con la gripe A". En cuanto al problema del sistema de pensiones viene en 2025, pero lo ve «manejable», y prevé que los españoles se sigan jubilando de media con el 70% de su último sueldo.

«La caída económica de China puede ser estratosférica» (El Correo, Diario vasco)

Alberto Lebrón, Presidente de la Cámara de Comercio de España en Pekín, estima que las cifras de afectados por el coronavirus «no justifican la paralización de la segunda economía mundial». Afirma que muchas empresas «dan ya por perdido el primer semestre del año» y considera que se está dando poca relevancia al aspecto psicológico de una crisis sanitaria que se va propagando por todo el mundo, y que pone en peligro la recuperación de la economía global. "Las medidas han sido excesivas. Las cifras de afectados no justifican la paralización de la segunda economía mundial. Es cierto que las cuarentenas y las restricciones han podido servir para evitar la muerte de personas, y eso presenta un dilema ético, pero en abril conoceremos los datos del crecimiento del primer trimestre y van a ser devastadores. Las predicciones más optimistas apuntan a que el crecimiento económico caerá, como poco, al 5%". 

Las empresas enferman (El País)

La epidemia, al margen de su gravedad, ha ocasionado un verdadero efecto dominó en la producción. La contracción del 2% de la producción de China durante el último mes, en realidad el verdadero origen del tsunami, se revela con capacidad para frenar la economía del planeta a través de las cadenas de valor regionales, desde Washington hasta Tokio. Las pérdidas estimadas en los primeros días alcanzaron los 50.000 millones de dólares. ¿Es algo tan grave? Una crisis de oferta, con el parón de la actividad de las fábricas, puede restablecerse. El problema es que el sistema parece estar reaccionando como si fuera el fin del mundo por el impacto en la demanda (se deja de viajar, de consumir). “Se puede comparar con un ataque cardiaco; es un shock repentino que conduce a una contracción abrupta de la actividad económica”. 

La UE se prepara para lanzar un programa de medidas excepcionales que paren el golpe (El correo, Diario Vasco)

La rápida propagación del coronavirus ha desencadenado lo que parece una situación de emergencia económica internacional, con los desplomes bursátiles como imagen más visible de la histeria. La cuestión es cómo responder. ¿Con rapidez o de forma sosegada? La Reserva Federal de EE UU (Fed) optó el pasado martes por lo primero. Bajó los tipos de interés medio punto y el pretendido efecto tranquilizador fue fugaz. Wall Street se hundió. Su respuesta de urgencia, inédita desde 2008, acabó teniendo el efecto contrario: elevó la preocupación.

“El coronavirus exige una respuesta fiscal coordinada de Europa” (El País)

La economía europea no concede periodos de gracia. No han pasado ni cien días desde que Paolo Gentiloni (Roma, 65 años) tomó las riendas de la poderosa cartera de Economía en Bruselas y ya debe lidiar con su primera crisis, la provocada por el brote de coronavirus. Sosegado pero enérgico en sus mensajes, Gentiloni advierte durante una entrevista con EL PAÍS de la “llamada de atención” que supone esta emergencia para los países de la zona euro, que deben dejar de confiar en exclusiva en el Banco Central Europeo para resolver sus crisis y lanzar medidas fiscales de forma conjunta.

El virus que bloquea el mundo (El País)

En solo tres meses, el coronavirus ha ralentizado la economía global, agudizado las tendencias al repliegue, modificado costumbres cotidianas y puesto en cuestión a los líderes internacionales. La crisis muestra y amplifica las debilidades y fallas del planeta. La epidemia ha frenado procesos en curso como la globalización. En la hora del nacionalismo hallan eco las teorías de la conspiración. “El virus acelera una cultura del miedo que ya existía”, dice un experto. 

Italia se prepara para aislar a 16 millones de personas en el norte (El País, El correo, Diario Vasco, Deia)

Italia está estudiando tomar las medidas más radicales de cuantas se han adoptado fuera de China para contener el avance del coronavirus, ante el empeoramiento del brote, en particular en el norte del país. El Gobierno planea aislar toda la región de Lombardía, donde viven 10 millones de personas, la zona con mayor número de contagios, 2.742, cuya capital es Milán y otras 11 provincias de las regiones de Piamonte, Emilia Romaña y Véneto, que tienen unos seis millones de habitantes. El cierre, recogido en el borrador de un nuevo decreto ley en el que Roma y las autoridades de las zonas golpeadas por el virus trabajaban desde ayer, afecta al motor económico del país y restringe seriamente la libre circulación de personas. Además, el Ejecutivo también plantea cerrar discotecas y locales similares y limitar la circulación en el resto del territorio para frenar los contagios.

Diario del coronavirus en Euskadi (El Correo)

El coronavirus entró el viernes de la semana pasada en Euskadi, con un caso en Álava y otro Gipuzkoa. Desde entonces, son 70 los afectados, dos de ellos fallecidos, y más de medio millar las personas que, en un momento u otro, han tenido que confinarse en sus casas hasta pasar la cuarentena. Más de un centenar de sanitarios han sido apartados temporalmente de sus puestos de trabajo, sobre todo en Álava, donde se dio «el peor escenario posible» al detectarse el primer brote en un hospital, Txagorritxu.